LA CALIDAD DE TU SIEMBRA

EL ESPACIO DEL SER

LA CALIDAD DE TU SIEMBRA 

La vida me ha mostrado que todo lo que das con amor tiene su crecimiento… aunque no se vea inmediatamente… llega un día que es incontenible ese brote; y cuando tienes el privilegio de poder verlo afuera, se puede apreciar cuánto realmente valió aquello que sembraste tiempo atrás. Algo que creció en silencio, un silencio a veces desalentador…

Y de repente, sin estar «preparado», sin recordarlo siquiera, sin estar esperándolo, llega el momento en que recibes de vuelta aquello que tú diste. Pero resulta que no es igual, sino que lo que tú recibes es aún más grande que lo diste. Porque así es la vida, generosa, y siempre en crecimiento. Ten la certeza de que nada de lo que hayas dado se ha perdido… ten confianza y en su justo momento, recogerás tus frutos, entonces conocerás la calidad de tu siembra. Da siempre lo mejor de ti y eso lo recibirás multiplicado.

Hoy sé que no me equivoqué. Y esto siempre me dará la certeza de dar lo mejor de mí.
Fá Ibarrarán

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *