Sueños, metas, objetivos, tareas ¿qué hay en tu empresa?

Muchas de las veces no podemos identificar dónde estamos porque no tenemos definido el rumbo hacia dónde queremos dirigirnos, y eso aplica de manera personal también. Si bien es cierto que es complicado diferenciar entre sueños, metas, objetivos y tareas, otra clave importante para tu empresa es saber cómo establecerlos, asignarlos y darles seguimiento específico.

Se pueden emplear métodos automáticos, manuales, inteligentes, etc. Pero lo más importante siempre será: qué quiere decir, cómo se interpreta y cómo se utiliza esa información. Ahora, hablando de los Juegos Panamericanos que se están efectuando en Lima, Perú, pensemos un poco en los competidores:

¿Cuál es su sueño?

¿Qué metas tienen?

¿Cuáles son sus objetivos?

¿Qué tareas tienen que hacer?

Una vez determinado esto, entonces ¿cómo se le da seguimiento y cómo se debe utilizar esta información? Sencillo, si no cumplen sus tareas básicas, si no logran sus objetivos, si no alcanzan sus metas, entonces quizá no tengan la oportunidad de cumplir su sueño, el cual pudiera ser llegar a los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.

Pero considerándolo de otra manera, ¿qué tal si lo planteamos como si algún atleta tuviera el sueño de haber llegado a esa justa Panamericana, o establecer el mejor registro de su país en la disciplina que practica?

Puede haber un nivel significativo o diferente, pero siempre aplicar la metodología adecuada, ya que es sumamente importante saber dónde estamos posicionados, a dónde vamos, y cómo vamos a alcanzar los sueños que tenemos, aplica de manera personal, profesional y en cualquier empresa que tengamos; si no es de esa manera, será muy complicado obtener los resultados que esperamos.

Omar Muñoz

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *